2021: campañas de pocas propuestas y mucha guerra sucia

Las campañas electorales que acaban de concluir en el Valle de Toluca se caracterizaron por denuncias de agresiones, guerra sucia, algunos escándalos y pocas propuestas por parte de las y los candidatos a integrantes de ayuntamientos y a diputaciones locales y federales.

Durante los días de campaña hubo polarización, descalificaciones, guerra de encuestas, personajes que van por la reelección, otras y otros que prácticamente “se reciclan” proceso tras proceso electoral, y de acuerdo con el sector empresarial, la mayoría hizo planteamientos prácticamente inviables.

Además, pese a la pandemia provocada por Covid-19 la mayoría de candidatas y candidatos hicieron caso omiso a las recomendaciones de las autoridades sanitarias y electorales y realizaron eventos masivos, donde no se respetaron medidas como la sana distancia.

En el Valle de Toluca lo más escandaloso fueron las campañas en Metepec de la y el candidato de las coaliciones, pues ambos denunciaron amenazas, hostigamiento, agresiones, e incluso se difundieron audios de la abanderada de la coalición Morena, PT y Nueva Alianza, donde supuestamente lanzaba amenazas.

Posteriormente ella afirmó que estaban manipulados y días después, a nivel nacional, en la conferencia diaria del presidente de la República se informó que su opositor, el abanderado de la alianza PRI, PAN y PRD supuestamente es investigado por la Unidad de Inteligencia. 

En Toluca también hubo denuncias, pues el abanderado de Juntos Haremos Historia denunció hostigamiento e intentos de boicotear sus eventos, incluso presentó denuncias por posibles desvíos de recursos y por agresiones a gente de su equipo.

Una constante en la capital mexiquense fue la guerra sucia, pues a través de redes sociales se difundieron videos contra los candidatos punteros para desacreditarlos, y a través de WhatsApp, y de números desconocidos se enviaron mensajes sobre todo en contra del morenista.

Aún cuando el Instituto Electoral del Estado de México (IEEM) dispuso de una plataforma denominada “Decide  IEEM” para que las y los candidatos subieran sus perfiles y propuestas, pocos la utilizaron.

De hecho, prevaleció la guerra sucia y la promoción de mensajes sin contenidos, pero varios pagados en redes como Facebook para tratar de darse a conocer entre la ciudadanía de recorridos y fotos de eventos.

Sin embargo, fueron pocos compromisos de campaña y propuestas; incluso era difícil encontrarlas en las páginas y redes sociales de las y los candidatos, pues hasta la recta final algunas y algunos comenzaron a subir planteamientos breves en diferentes materias.

La guerra de encuestas también fue un punto importante, pues cada candidata y candidato las manejó de acuerdo con sus intereses y en caso, claro, de que les fueran favorables.

Deja un comentario

To top